Menú Cerrar

Davos 2020: EE UU amenaza a Europa con nuevos aranceles si sigue adelante con la ‘tasa Google’ | Economía

Davos 2020: EE UU amenaza a Europa con nuevos aranceles si sigue adelante con la ‘tasa Google’ | Economía

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, vuelve a tirar de aranceles para abordar las negociaciones con el Reino Unido y la UE. Trump amenazó el miércoles a sus teóricos socios con nuevas tasas comerciales sobre los automóviles si siguen adelante con sus planes de imponer un impuesto digital. Todo, defiende Washington, tiene que pasar por las negociaciones en marcha en la OCDE, que no es previsible que concluyan pronto. Con los mismos argumentos, a distintos sectores, ha logrado que Francia diera marcha atrás en un impuesto que ya estaba en marcha. España también plantea crear su tasa Google si las conversaciones para crear un impuesto global no fructifican.

La contención mostrada por Trump en su intervención del martes en Davos fue una especie de espejismo. Le sirvió para contrarrestar el inicio del juicio político en su contra en el Senado y para lanzar sus eslóganes de campaña con la vista a las elecciones presidenciales de noviembre. Pasados los primeros titulares, regresa el Trump de siempre, que saca a relucir su manual El arte de la negociación a la hora de abordar las siguientes negociaciones comerciales.

Una vez alcanzada la primera fase del acuerdo con China —más bien una tregua, según los expertos—, llega la hora de buscar un pacto con el Reino Unido y la UE. Y antes de sentarse a la mesa, lanza la amenaza de nuevos aranceles sobre algunos de los productos más sensibles para la industria europea: los automóviles.

“Ha sido muy, muy difícil negociar con Europa. Se han aprovechado de nuestro país durante muchos años. Y les he dicho que eso no puede seguir”, aseguró en una entrevista con la CNBC. Definió su encuentro del martes con la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, como “una gran conversación”. “Pero le dije que si no obtenemos algo voy a tener que pasar a la acción. Y la acción serán mayores aranceles sobre sus coches y otros productos que importamos”, añadió. “La Comisión Europea es más dura que China. No han querido negociar con otros presidentes, pero lo harán conmigo”, remató. Trump dice confiar incluso con que el acuerdo europeo se pueda cerrar antes de las presidenciales de noviembre. Poco después, pero también este año, se cerraría el acuerdo con el Reino Unido, según su calendario.

El propio secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, defendió la estrategia de Trump: “No cabe duda de que los aranceles han sido un gran incentivo para llegar a un acuerdo con China”. El patrón se ha repetido con Francia, que a través de su ministro de Finanzas, Bruno Le Maire, confirmó el aplazamiento de la tasa Google a finales de año.

Aviso al Reino Unido

Sentado en un panel del Foro de Davos junto a su homólogo británico, Sajid Javid, Mnuchin avisó de que si Londres impone tasas “arbitrarias” sobre las compañías tecnológicas estadounidenses, como ha anunciado, su Gobierno hará lo propio con la industria automovilística británica. “Los temas fiscales internacionales son muy complicados y lleva mucho tiempo resolverlos. Si la gente decide aplicar impuestos arbitrariamente sobre nuestras tecnológicas, valoraremos aplicar impuestos arbitrarios”, dijo. Javid aseguró que la intención del Gobierno es aplicar la tasa en abril y eliminarla una vez que en la OCDE se alcance un acuerdo sobre fiscalidad digital.

El secretario general de la OCDE, Ángel Gurría, se reunió el miércoles en el marco del Foro de Davos con Mnuchin y Le Maire para intentar avanzar en estas negociaciones. Fuentes de su entorno aseguraban que no hubo muchos avances y que las discusiones deben continuar.

Una reforma “drástica” de la OMC

En su rueda de prensa de despedida de Davos, Donald Trump arremetió contra la Organización Mundial del Comercio (OMC), a la que acusa de tener un sesgo favorable a China. Trump aseguró que espera hacer “algo muy drástico” en las negociaciones para reformar la organización en las próximas semanas.

En este contexto situó la decisión de su Gobierno de no renovar a los jueces del órgano de resolución de disputas y de acabar, con ello, con el papel incuestionable de la OMC como mediador. El director general del organismo, Roberto Azevedo, rebajó las expectativas sobre una gran reforma y advirtió que los cambios deben aprobarse por consenso.

Fuente de TenemosNoticias.com: elpais.com / alicia gonzalez, enviada especial

Publicado el: 2020-01-22 16:35:57
En la sección: Portada de Economía | EL PAÍS

Volver al inicio