Menú Cerrar

Inseguridad en Barranquilla: paro de buses por extorsiones y hurtos – Barranquilla – Colombia

Inseguridad en Barranquilla: paro de buses por extorsiones y hurtos - Barranquilla - Colombia

“Zozobra”. Esta es la primera reacción de un conductor de la empresa de transporte público, La Carolina, para describir la sensación que le embarga cada vez que va a rodar por Barranquilla, donde los operadores de buses se manifestaron para exigir seguridad.

El hombre, de 34 años, iba concentrado con la mirada hacia el panorámico y las manos en el volante, hasta que se le pidió su nombre completo para esta nota. Reclinó su cuerpo en señal de rechazo y, mirando por el retrovisor, dijo: “No, mi hermano. La cosa está difícil como para ahora dar mi nombre”.

(Lea también: Asistentes a partidos de Colombia deberán tener mínimo una dosis de vacuna)

Y no es para menos: en las últimas semanas, sendos ataques al gremio ha dejado un conductor asesinado, de la empresa Sobusa, otro herido, de Coochofal, y tres vehículos afectados, cuando una granada fue lanzada en un parqueadero de buses, en Soledad (Atlántico).

A estos hechos se suma el impacto de un proyectil a una buseta de la ruta María Modelo – Transurbar, justamente cuando los trabajadores bloquearon las vías de la ciudad y del área metropolitana para pedir garantías de seguridad.

El Área Metropolitana de Barranquilla (AMB), autoridad del transporte público, registra un total de 25 empresas de buses que prestan el servicio urbano. Buseteros de las dos primeras rutas mencionadas anteriormente han solicitado más vigilancia, por casos de amenaza o extorsión.

Otro de los aspectos que preocupan al gremio y a usuarios es el hurto a bordo de estos vehículos. Según cifras de la Policía Metropolitana, entre enero y septiembre de 2020 se presentaron 116 casos de hurto a buses, mientras que, en lo que va corrido del año, registran 77 casos.

Los mensajes de los conductores de buses van dirigidos también al Gobierno Nacional.

Se le responsabiliza de estar detrás del homicidio del conductor de un bus de servicio público

Las autoridades resaltan una disminución del 34 por ciento en esta modalidad. Sin embargo, hay que tener en cuenta las condiciones atípicas del año pasado, debido a las restricciones de movilidad de la ciudadanía por el covid-19.

En ese sentido, la Alcaldía Distrital comunicó como uno de los “resultados positivos” de la estrategia ‘Contigo Barranquilla’, la captura de tres personas que, presuntamente, hacen parte del grupo delincuencial común organizado denominado ‘El combo del negro Ober’.

“Al cual se le responsabiliza de estar detrás del homicidio del conductor de un bus de servicio público y las intimidaciones a las empresas de transporte”, informó la administración de la ciudad.

Amenazas se extienden

Salgo encomendado a Dios, porque si no trabajo, no como. Hay mucho temor y eso genera preocupación en la familia

Para el conductor barranquillero de La Carolina, si bien no ha sido informado de intimidaciones en contra de esta compañía, le preocupa que las amenazas hechas a dos empresas se hayan extendido a otras del gremio y posteriormente puedan llegar a esta.

“Salgo encomendado a Dios, porque si no trabajo, no como. Hay mucho temor y eso genera preocupación en la familia, yo soy la base y el sustento para mi hogar. Llega la noche y entra el pánico, estoy cuatro ojos en los retrovisores o si se me acerca una moto por la ventana”, expresa a EL TIEMPO.

El hombre, quien trabaja 12 horas o más dependiendo del tráfico desde hace 14 años, señala que los delincuentes antes se camuflaban entre los pasajeros, pero ahora atacan desde motocicletas, “como le pasó al compañero de Coochofal”, según recordó.

“Se lo digo con franqueza: a veces, cuando llega la noche, me quito el cinturón de seguridad, porque esto es un obstáculo para protegerme de alguna situación en la que por X o Y motivo alguien quiera atentar contra mi vida”, concluye el operador.

Conductores Barranquilla

Pese a que el paro les impidió llegar a tiempo a sus destinos, los usuarios, en su mayoría, apoyan a los conductores.

(Le puede interesar: El doble drama de la comunidad migrante y LGBT en Barranquilla)

Usuarios, otros afectados

El celular y la cartera las tengo que esconder antes de montarme en un bus de esos

A los casos de extorsión y amenazas se suma el tema de los hurtos en el interior de los buses, que afecta a conductores y usuarios, durante los viajes.

“La inseguridad es grave. La Policía debe hacer presencia por la seguridad de los ciudadanos. Por eso fue el paro de los conductores. Ahora hay atracos tanto en los buses como a pie”, manifestó Alejandro Colmenares.

Este pasajero, de 45 años, a diario debe tomar una ruta que lo lleva desde el barrio La Manga, donde vive, hasta el norte de la ciudad, donde trabaja como vendedor informal. Y ante el panorama de hurtos en la ciudad, teme que uno de esos traslados sea el último para él.

“No se ven los patrullajes. El celular y la cartera las tengo que esconder antes de montarme en un bus de esos”, expresó mientras señalaba el espacio donde hace que sus pertenencias sean menos visibles.

Tanto el conductor de La Carolina como el usuario Colmenares piden a las autoridades mayor acompañamiento por la situación compleja, tan compleja que el AMB, como autoridad del transporte público, prefirió no pronunciarse al respecto.

Medidas de las autoridades

En reuniones con los conductores de las diferentes empresas de transporte público colectivo, la Policía Metropolitana de Barranquilla viene socializando la estrategia de seguridad.

“Dentro de la parte preventiva y operativa, se les dio a conocer los resultados con las capturas, incautaciones de granada, de armas de fuego y decomisos de celulares donde salieron las llamadas con intimidaciones”, dijo el comandante operativo de la Policía, coronel Jhon Sepúlveda.

Entre tanto, la Asociación Regional de Transporte Urbano del Atlántico (Analtra) indicó que tienen una red de apoyo con sistema de comunicación, botón de pánico conectado directamente al CAD para la reacción oportuna, reuniones permanentes y unidades de la Policía hacen operativos en diferentes puntos de la ciudad para prevenir el hurto.

En el caso de los botones de pánico, estos cubren el 80 por ciento de la flota de buses, de acuerdo con las cifras de la asociación. En ese caso, los afectados se preguntan “¿y el porcentaje restante? Haciendo viajes de terror”.

Deivis López Ortega
Corresponsal de EL TIEMPO Barranquilla
En Twitter: @DeJhoLopez
Escríbeme a [email protected]

Más contenidos de Colombia:

– El 60 por ciento de Cartagena estará sin agua este miércoles

– Sicarios asesinaron a hombre en casa de sobreviviente de accidente en Gaira

– Video: el momento exacto del violento accidente y explosión en vía al Llano

Fuente de TenemosNoticias.com: www.eltiempo.com /

Publicado el: 2021-09-21 23:00:00
En la sección: EL TIEMPO.COM – Colombia

Publicado en Colombia
Volver al inicio