Menú Cerrar

Para colocar Abdala o Soberana en niños se necesita consentimiento informado de los padres, reitera Academia Nacional de Medicina

Para colocar Abdala o Soberana en niños se necesita consentimiento informado de los padres, reitera Academia Nacional de Medicina

El secretario de la Academia, el doctor Huníades Urbina, dijo que les preocupa la ligereza con la que se hacen los anuncios por parte del Ejecutivo, porque Abdala ni Soberana tienen aprobación de uso de la Organización Mundial de la Salud ni de organismos internacionales

Para colocar los candidatos vacunales cubanos Abdala y Soberana en niños venezolanos se necesita el consentimiento informado de los padres, reiteró este viernes la Academia Nacional de Medicina.

El secretario de la Academia, el doctor Huníades Urbina, dijo que les preocupa la ligereza con la que se hacen los anuncios por parte del Ejecutivo, porque Abdala ni Soberana tienen aprobación de uso de la Organización Mundial de la Salud ni de organismos internacionales.

Urbina responde así a la información suministrada por la vicepresidenta Delcy Rodríguez el pasado jueves sobre la importación de los prototipos de Cuba para su administración en población infantil.

Las vacunas para niños tardan mucho más que las de adultos en estar disponibles, la dosificación es diferente, recordó el médico. Nos llama la atención que ningún país del mundo, excepto Cuba, utiliza estos productos, y que en Venezuela se comience su aplicación sin los necesarios estudios científicos ni las publicaciones evaluadas por pares.

Para usar la Abdala o la Soberana se les debe explicar a los padres que se trata de un experimento. Además, deben firmar un consentimiento informado, detalló Urbina. También se le exige al gobierno de Maduro que muestre las publicaciones científicas con los resultados de los ensayos clínicos.

Como pediatra, advirtió que el empleo de ambos prototipos genera una falsa sensación de confianza en las familias, que creen que sus hijos están realmente protegidos aunque en los hechos no es así.

Urbina comentó que vacunas con aval internacional, como la de Pfizer, han tenido algunos efectos adversos, como micriocarditis.

“La ventaja de publicar la información científica es que se puede hacer el control y suspender su colocación, pero si no conoces nada no puedes frenar los eventos adversos”, razonó.

La Academia nunca ha sido consultada sobre este tema por el Ministerio de Salud, recordó Urbina, aunque ha enviado comunicaciones a los ministros con recomendaciones y sugerencias sobre la vacunación contra la COVID-19. “Siempre manifestamos nuestra disposición, podemos a disposición nuestros expertos, pero aunque la ley dice que debemos ser asesores del gobierno nacional no tenemos una consulta efectiva”.

Fuente de TenemosNoticias.com: contrapunto.com

Publicado el: 2021-10-22 12:34:50
En la sección: Nacional – Contrapunto.com

Publicado en Nacionales
Volver al inicio