Tenemos Noticias de Venezuela y el Mundo

Economía y finanzas

Barberías improvisadas ayudan el bolsillo del caraqueño

Por:

descifrado

38

Publicado: 8 de septiembre, 2019 — 17:15 p.m. (hace 1 mes)



En zonas como Catia, La Vega, Av. Fuerzas Armadas, Antimano, en Caracas, se han empezado a observar en las esquinas, cada vez más, especies de barberías improvisadas que ofrecen precios más accesibles que en los establecimientos comerciales.

Mientras que en una peluquería el costo de un corte de cabello para hombres oscila entre Bs. 50.000 y en algunas hasta Bs. 100.000 por arreglar la barba también, estos puestos informales en plena calle cobran hasta Bs. 20.000 por el mismo servicio.

Además aceptan como forma de pago: débito, efectivo, divisas y hasta trueque. Lo que lo convierte en una opción viable que ayuda un poco al bolsillo del hombre caraqueño que necesita cortarse el cabello.

Lea además:  Licorerías de la Candelaria ofertan dos botellas por una en dólares

Miguel Ruiz es uno de los barberos que ha colocado en una esquina de la parroquia La Vega, una silla, una mesa con los implementos esenciales para afeitar, y un cable largo que va enchufado en un local de la zona que le alquila la electricidad. “No pago local ni empleados, pero debo pagar una comisión al local que me permite enchufar mi máquina ahí, también me alquilan el punto de venta, pero con todo y eso no cobro caro. Los afeito y les arreglo la barba por Bs. 20.000. Ese precio no lo van a conseguir en ningún lado. Además se van contentos porque lo hago bien. Antes trabajaba en una barbería pero con todo lo que me descontaban terminaba ganando un poco más de sueldo mínimo y con eso no costeaba ni el pasaje. Así que empecé a ver que otros estaban haciendo esto, y me atreví a hacerlo también. Me ha ido bien. Tengo bastantes clientes que no pueden pagar lo que cobran en peluquerías”, dijo el barbero.

Para las mujeres, aunque no lo crea, también hay estas opciones. En un recorrido por las zonas mencionadas se pudo constatar que ofrecen servicio de manicure y pedicure sobre las aceras de Caracas. La inventiva del venezolano no tiene límites. Y quienes ofrecen este servicio aseguran que lo hacen pensando en que el venezolano no le alcanza para pagar en peluquerías y acuden a ellos para poder mantenerse arreglados.

Hacerse las manos y pies en la calle cuesta un sueldo mínimo, Bs. 40.000. En una peluquería de El Paraíso, el mismo servicio, oscila entre Bs. 80.000 y hasta Bs. 200.000, si se va a colocar uñas acrílicas o de gel.

Forma parte de nuestro canal en Telegram y mantente informado del acontecer político y económico de Venezuela  https://t.me/Descifrado

¿Qué te pareció el artículo?

¡Qué divertido!
0
¡Waaaooo!
0
¡Me molesta!
0
¡Me encanta!
0
Qué Aburrido...
0
Qué mal...
0
¡Qué Cagada!
0