Clasificadas

¿Cómo quitar los grumos de la salsa bechamel?

Por:

informe21

19

Publicado: 15 de octubre, 2018 — 20:58 p.m. (hace más de 4 semanas)



Para hacer una bechamel, normalmente mezclamos harina y mantequilla y tras desleirla y tostarla un rato, comenzamos a añadir leche para hacer nuestra salsa. El problema viene cuando se forman grumos. Si quieres saber cómo quitarlos fácilmente, te vendrá bien este sencillo truco de cocina.

Cómo quitar los grumos de la bechamel y cómo evitar que se formen

Lo primero sería intentar evitar que se formen grumos y para ello, es importante mezclar bien la mantequilla y la harina, formando una pasta o roux. El problema es que una vez tostado ese roux, solemos añadir demasiada leche y la diferencia de temperaturas y densidades, hace que se formen esos grumos difíciles de desleír e integrar en la crema bechamel.

Lo mejor es ir añadiendo la leche muy despacio, dejando que la harina absorba la leche antes de añadir más leche a la mezcla. Haciéndolo despacio, es muy fácil hacer la bechamel sin que quede un solo grumo, pero ¿qué hacer si se forman?

Mi abuela decía que había que empezar de nuevo, y y le veía apretando cada grumo con el dorso de una cuchara para deshacerlo en la leche. Hoy, con una batidora podemos resolver este problema en dos minutos. Basta volcar el contenido de la sartén, -leche y grumos- en el vaso batidor. Añadimos un poco más de leche y trituramos un par de minutos.

Después retornamos la crema -con una textura más espesa- a la sartén y seguimos cocinando la bechamel, añadiendo leche poco a poco y dejando que la bechamel espese hasta el puno deseado: más ligera para salsas de moussaka o canelones y más espesa para hacer croquetas y otras recetas similares.



No te pierdas la sección especial de Recetario Informe21

Fuente: Directo al paladar

AJV

¿Qué te pareció el artículo?

¡Qué divertido!
0
¡Waaaooo!
0
¡Me molesta!
0
¡Me encanta!
0
Qué Aburrido...
0
Qué mal...
0
¡Qué Cagada!
0