Tenemos Noticias de Venezuela y el Mundo

Internacionales

Los gobiernos de Michoacán: bajo la sombra del narco

Por:

infobae

36

Publicado: 20 de octubre, 2019 — 12:00 p.m. (hace 1 mes)

Desde hace años, el narcotráfico ha transitado por regiones enteras de la entidad sin que los gobiernos estatales ni federales hayan podido evitar el recrudecimiento de la violencia

FOTO: JUAN JOSÉ ESTARADA SERAFÍN /CUARTOSCURO

En los últimos años 18 años, desde la llegada del Partido de la Revolución Democrática (PRD ) al gobierno de Michoacán, ningún mandatario estatal se ha salvado de señalamientos que los relacionan con el narcotráfico .

La entidad sigue inmersa en una espiral de violencia que parece imparable. Pese a que se han implementado fuertes operativos del gobierno federal, no han funcionado y por lo que la población sigue a merced de los grupos del crimen organizado los cuales utilizan métodos de intimidación y terror cada vez más sanguinarios.

Lázaro Cárdenas Batel, el primer perredista en gobernar Michoacán

Lázaro Cárdenas Batel (Foto: Archivo)

Lázaro Cárdenas Batel, es hijo del fundador del PRD -el ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano- y nieto de Lázaro Cárdenas del Río, quien fue presidente entre 1934-1940.

En 2001, cuando tenía 37 años de edad, se convirtió en el primer gobernador no priísta en gobernar Michoacán. Su sexenio terminó en 2008.

Durante su gobierno, la violencia que ya azotaba a la entidad comenzó a recrudecerse.

Versiones periodísticas señalaron que en febrero de 2002 comenzó la espiral de violencia en el estado tras la ejecución de Jorge Luis Caballero Valencia, lugarteniente del cártel del Milenio. Su muerte abrió la puerta de la batalla entre los cárteles.

Fue entonces que el gobierno de Lázaro Cárdenas Batel perdió el control de las policías estatal y municipales, que fueron infiltradas por el dinero y las amenazas del cártel del Golfo y de Los Zetas. El narco controlaba y avanzaba en la entidad.

Reportes oficiales advertían que fue durante su administración cuando surgió “La Familia Michoacana” , por lo que el entonces gobernador habría tenido contacto constante con los líderes de ese cártel.

En aquellos años, los mandos de La Familia Michoacana eran Nazario Moreno alias “El Chayo”, José de Jesús Méndez Vargas “El Chango”, Dionisio Loya Plancarte “El Tío” y el profesor normalista Servando Gómez “La Tuta” , quien después se convertiría en el líder de “Los Caballeros Templarios”.

De acuerdo a los Informes, el contacto Cárdenas Batel con dichos sujetos fue a través de Rogelio Zarazúa, ex Director de Seguridad local ejecutado en 2005 y luego por medio de Mario Bautista Ramírez.

Durante el gobierno de Cárdenas Batel, el cártel del Golfo debilitó al cártel del Milenio al punto que logró su extinción, dando paso al temible Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), encabezado entonces por Armando Valencia y hoy dirigido por el michoacano y originario de Aguililla: Rubén Oseguera Cervantes alias “El Mencho”.

Servando Gómez "La Tuta" (Foto: Archivo)

Es entonces cuando se desata la guerra entre La Familia Michoacana (aliada con el cártel del Golfo) y Los Zetas (quienes eran aliados de los Beltrán Leyva) por el control de las plazas. Después se sumaría el CJNG.

En el 2006, ocurrió uno de los primeros actos de barbarie que impactaron fuertemente a la sociedad mexicana: el 6 de septiembre de ese año, un grupo de sicarios de La Familia Michoacana llegó hasta la pista de baile del antro Luz y Sombra, en Uruapan, y arrojó en la pista seis cabezas humanas.

Ante la violencia desbordada, Cárdenas Batel solicitó ayuda federal al presidente entrante, el también michoacano Felipe Calderón, quien envió a las fuerzas federales a la entidad bajo el “Operativo conjunto Michoacán”, el cual marcó el inicio a la llamada “Guerra contra el narcotráfico”.

(FOTO: JUAN JOSÉ ESTARADA SERAFÍN /CUARTOSCURO)

Pese a los señalamientos y la situación en la que dejó al estado, Lázaro Cárdenas Batel terminó sin problemas su mandato en 2008.

Un año más tarde, en el 2009, un artículo del prestigiado diario The Wall Street Journal revelaba los presuntos vínculos de Cárdenas Batel y del entonces gobernador de Veracruz, Fidel Herrera, con el cártel del Golfo.

El periódico mencionaba un informe de inteligencia del FBI de 2007 , cuyo título no dio a conocer, según el cual los gobernadores de Veracruz, Fidel Herrera, y de Michoacán, Lázaro Cárdenas Batel, habrían hecho un acuerdo con el cártel del Golfo permitiéndole usar rutas de trasiego de drogas a través de sus respectivos estados a cambio de dinero.

Ambos políticos calificaron la información de “falsa” .

Luego de varios años de permanecer sin la luz de los reflectores públicos, en el 2018 Lázaro Cárdenas Batel reapareció como coordinador de asesores del entonces presidente electo, Andrés Manuel López Obrador como presidente electo.

Leonel Godoy y su “hermano incómodo”

Leonel Godoy Rangel (Foto: Archivo)

Una vez concluido el gobierno de Cárdenas Batel, Leonel Godoy Rangel tomó las riendas del estado, convulsionado por la violencia del narcotráfico.

Godoy, quien había sido secretario de gobierno durante el mandato de Cárdenas Batel, gobernó la entidad de 2008 al 2012.

Apenas tenía unos meses como gobernador, cuando Godoy tuvo que enfrentar uno de los episodios más tristes y nunca antes visto en el México moderno: el 15 de septiembre, durante el grito de independencia en Morelia, integrantes del crimen organizado arrojaron granadas de fragmentación contra la población civil que se encontraba congregada en la plaza.

El acto, catalogado como acto terrorista, cobró la vida de 11 personas y dejó a más de 100 con serias lesiones o amputaciones. Y aunque hubo cuatro detenidos por los hechos, fueron liberados por haberse comprobado que fueron víctimas de tortura.

La terrible violencia generada por la lucha entre los cárteles de la droga siguió fuera de control pese a los operativos del gobierno federal**. Fue entonces que empezaron los señalamientos contra Godoy, ,a quien acusaban de tener vínculos con el narco.**

En 2009 surgieron unos audios de una conversación entre Servando Gómez “La Tuta” y Dionisio Loya Plancarte “El Tío”, en donde hablaban de una reunión a la que habría asistido el gobernador Godoy Rangel. La Tuta justificaba la presencia de Leonel de esta manera “como gobernador pos se tiene que arrimar, ni modo que no se arrime”, decía La Tuta.

El mandatario local negó el vínculo con los presuntos criminales durante una entrevista.

Los señalamientos continuaron . Después, en un video, Servando Gómez Martínez “La Tuta” ya como líder del cártel de “Los Caballeros Templarios”, aseguraba que el ex gobernador perredista Leonel Godoy Rangel le mandó decir “gracias profe”, por resolver un problema del transporte público en los municipios de Uruapan y Lázaro Cárdenas.

“Y me mandó a decir Pasalagua, me mandó a decir Leonel Godoy ‘Gracias Profe’, se acabaron los problemas de las rutas, les arreglé todos los problemas de los difíciles”, dice “La Tuta”.

Julio César Godoy Toscano, hermano del entonces gobernador Leonel Godoy (Foto: Archivo)

Pese a las evidencias, a mediados de julio de 2009, las autoridades federales sólo acusaron a su medio hermano Julio César Godoy Toscano de tener vínculos con La Familia Michoacana, poco después de que ganara las elecciones como diputado federal.

Godoy Toscano negó las acusaciones a través de varias cartas y permaneció oculto hasta el 23 de septiembre de 2010 cuando tomó posesión como legislador federal con la ayuda de sus compañeros del PRD que, paradójicamente, en diciembre de ese año votaron en la Cámara de Diputados para que se le quitara el fuero.

Un año después, en julio de 2011, la Procuraduría General de la República (PGR) perdió el juicio penal contra Godoy Toscano, luego de acusarlo de delitos de delincuencia organizada, contra la salud y por lavado de dinero.

El caso está cerrado, dijo Patricia Bugarín Gutiérrez, titular de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), al señalar que hubo resoluciones judiciales, en contra de las cuales el Ministerio Público no podía interponer recursos.

“Desconocemos cuáles son los argumentos de los tribunales”, dijo la entonces funcionaria.

Los vínculos del narco con Fausto Vallejo y su hijo

Fausto Vallejo Figueroa y su hijo Rodrigo, vinculado con Los Caballeros Templarios. (FOTO: JUAN JOSÉ ESTRADA SERAFÍN /CUARTOSCURO)

Para las siguientes elecciones, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) ganó la gubernatura de la mano de Fausto Vallejo Figueroa , un político y abogado michoacano que ya había ocupado distintos cargos en el gobierno estatal e incluso había sido Senador.

Asumió como gobernador el 15 de febrero de 2012 y casi enseguida comenzaron los rumores de sus vínculos con los narcotraficantes y a la par, su salud empezó a mermar . La inseguridad llegó -en esos momentos- a sus índices más altos con enfrentamientos entre los cárteles y el levantamiento de las autodefensas, que eran grupos de ciudadanos que tomaron las armas para defenderse.

En junio de 2014, fue a dado a conocer un video en el que Rodrigo Vallejo Mora, hijo del gobernador, aparecía en una reunión con Servando Gómez “La Tuta” , en ese momento líder de “Los Caballeros Templarios” en donde supuestamente, analizaban la situación del estado.

Las imágenes mostraban al hijo del gobernador tranquilo y bebiendo cerveza. Ahí “La Tuta” aseguraba que el diputado federal priista, Alfredo Anaya Gudiño, lo buscó para explorar la posibilidad de ser gobernador interino debido a que Fausto Vallejo se encontraba muy enfermo e incluso, ya tenía múltiples trasplantes.

Tras la revelación del video, la renuncia del gobernador llegó 5 días después, argumentando problemas de salud.

Pero de acuerdo con documentación confidencial de seguridad pública e inteligencia militar, revelaban que Rodrigo Vallejo, alias “El Gerber”, comenzó a trabajar para distintos grupos criminales de Michoacán desde muy joven, pero cobró más importancia cuando su padre ganó la gubernatura.

Rodrigo Vallejo (FOTO: JUAN JOSÉ ESTRADA SERAFÍN /CUARTOSCURO)

Según el informe, Vallejo Mora “es y fue utilizado por sus vínculos políticos para lograr los objetivos del grupo criminal tanto en (el) tráfico de influencias como en (los) acercamientos con la clase política que arribaría al gobierno michoacano encabezado por Fausto Vallejo Figueroa”.

“El Gerber” aparecía en la estructura de las organizaciones criminales de “La Empresa”, La Familia Michoacana y Los Caballeros Templarios, en las que cumplía un papel importante para el lavado de dinero y como intermediario con empresarios, comerciantes y políticos.

Rodrigo Vallejo tenía tres responsabilidades con “Los Caballeros Templarios”: el “cobro de piso y protección de bares y discotecas de Morelia; el tráfico de influencias a fin de facilitar “los trámites correspondientes para pagos”, así como “otorgar nuevos permisos y modificar adeudos al municipio”. Y la tercera, realizar la “verificación y control de bares y restaurantes para el lavado de dinero”.

Con esas evidencias, la Procuraduría General de la República detuvo ese mismo año a Rodrigo Vallejo, pero poco después fue liberado, luego de que un juez consideró que las autoridades habían violentado las “garantías individuales” del acusado y le dictó una fianza de 7,000 pesos.

"La Tuta" (Foto: Especial)

En 2015 se publicaron un nuevos videos de Rodrigo con “La Tuta” . Vallejo dijo que la reunión se llevó a cabo porque “La Tuta” lo amenazó de asesinarlo a él o a su hermano Fausto si no le reportaban recursos de los negocios que emprendían.

Vallejo Mora fue nuevamente capturado por el delito de delincuencia organizada y liberado en el mes de junio de ese año, aunque la Fiscalía no pudo demostrar su responsabilidad.

El pasado 26 de enero de 2019, Rodrigo Vallejo volvió a ser detenido por agentes de la Fiscalía General de la República, en cumplimentó con una orden de aprehensión por su probable responsabilidad del delito de delincuencia organizada.

Vallejo fue trasladado al Centro Federal de Readaptación Social Número 12 en Guanajuato.

Los gobernadores interinos tampoco escaparon al ojo del huracán

(Foto: ALÁN ORTEGA /CUARTOSCURO.COM)

En abril de 2013, Fausto Vallejo pidió permiso para ausentarse de la gubernatura para poder ser intervenido quirúrgicamente, por lo que Jesús Reyna García, quien era secretario de Gobierno, tomó las riendas del estado como gobernador interino, cargo en el que permaneció hasta octubre de ese año.

En abril del 2014 se difundió un vídeo en el que Reyna García aparecía en compañía de Servando Martínez, alias “La Tuta”, por lo que fue apresado y recluido en el penal del Altiplano acusado de los delitos de delincuencia organizada.

Posteriormente fue trasladado al Centro de Reinserción Social (Cereso), David Franco Rodriguez (Mil Cumbres), de donde fue liberado fue liberado el 22 de diciembre de 2018.

Tras la captura de Reyna, llegó a la gubernatura Salvador Jara Guerrero , quien pidió a los michoacanos tener confianza en sí mismos para resolver la problemática de violencia que en la entidad, además de sanear las finanzas públicas.

Salvador Jara Guerrero (Foto: Archivo)

Sin embargo, durante su mandato arreciaron los enfrentamientos entre las autodefensas y las policías comunitarias con el crimen organizado, lo que finalmente derivó en más enfrentamientos.

El 6 de enero de 2015, un grupo de élite ejecutó a 16 civiles, todos miembros de las autodefensas del grupo conocido como G250, bajo el mando de Luis Antonio Torres, “El Americano”, en Apatzingán. El estado acusó formalmente a otros 44 hombres de las mismas autodefensas, los que fueron liberados al demostrarse que no tuvieron participación.

Cuatro meses después, el 22 de mayo de 2015, ocurrió la masacre de 42 civiles en el rancho “El Sol” en el municipio de Tanhuato, durante un supuesto enfrentamiento entre elementos de la policía federal y presuntos integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación. Durante la balacera un agente murió, otro resultó herido y fueron detenidos tres civiles.

En el lugar fueron encontraron más de 6.600 casquillos percutidos y un lanzacohetes quedó sin detonar.

Tras una investigación la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) determinó que al menos 22 de los muertos en Tanhuato fueron ejecutados de forma extrajudicial.

Silvano Aureoloes

Silvano Aureoles Conejo, actual gobernador del estado de Michoacán (FOTO: GALO CAÑAS /CUARTOSCURO)

El 7 de junio de 2015, Silvano Aureoles Conejo ganó la gubernatura de Michoacán y su periodo concluye en 2021.

La violencia en la entidad continuó en ascenso y tras la captura de “La Tuta”, a finales de 2015, surgieron nuevas disputas entre los Cárteles y algunos grupos de presuntas autodefensas se convirtieron en grandes organizaciones criminales como “Los Viagras”, grupo que está encabezado por Nicolás Sierra Santana “El Gordo”.

A partir de ese momento, se ha desatado una lucha por el control del estado, principalmente entre “Los Viagras” y el Cártel jalisco Nueva Generación (CJNG) liderado por Nemesio Oseguera “El Mencho”, quien es originario del municipio de Aguililla Michoacán.

Pero el CJNG también mantiene una lucha contra otro supuesto líder de las autodefensas en el municipio de Tepalcatepec, Juan José Farías “El Abuelo”.

En marzo de 2018, Nicolás Sierra Santana grabó un video que difundió en redes sociales en el que acusaba al gobernador Silvano Aureoles de darle dinero para obtener votos y garantizar la tranquilidad del estado.

“Todo esto que está pasando, no es culpa de nadie. Es culpa de Aureoles, porque así quiere mantener el estado. Invito a derechos humanos internacionales que vengan, invito a todos los periodistas internacionales, nacionales, que vengan a ver la realidad”, dijo el líder criminal.

Nicolás Sierra Santana, "El Gordo", quien está al frente de "Los Viagra".

"¿Por qué está haciendo esto Silvano Aureoles, que es el gobernador del estado de Michoacán? ¿por qué está haciendo esto? Porque no le convengo, porque sé mucho. Bueno, vamos empezando. Al inicio de tu campaña me mandaste un millón de pesos para que te ayudara con unos votos ¿sí? Hace 20 días, más o menos, me mandaste a ofrecer 10 millones de pesos para que te garantizara la tranquilidad del estado. Como sabías que no se iba a arreglar la tranquilidad, y me mandas ese gancho, para hacerme un compromiso, y si no cumplía, echarme al gobierno encima”, dijo Sierra Santana.

En los últimos meses del gobierno de Aureoles han ocurrido hechos de violencia que horrorizaron a México y al mundo: el pasado 8 de agosto, 19 cuerpos fueron encontrados en distintos puntos del municipio de Uruapan. Seis de los cuerpos fueron colgados de un puente vehicular y otros fueron encontrados descuartizados.

Además, también encontraron narcomensajes firmados por el Cártel Jalisco Nueva Generación. Las víctimas eran presuntamente, integrantes de “Los Viagras”.

Al darse a conocer los hechos, el CJNG se deslindó de la masacre, pese a que una narcomanta supuestamente firmada por ellos, los incriminaba (Foto: Cuartoscuro)

Días después, el CJNG se deslindaba de los hechos y acusó a los "Los Viagra" y a "Los Caballeros Templarios" del asesinato de un coronel y de los homicidios de 19 personas, cuyos cuerpos fueron colgados de un puente o desmembrados.

Otro hecho terrible ocurrió el pasado 30 de agosto, cuando presuntos integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación a bordo de varias camionetas, irrumpieron en el municipio de Tepalcatepec en busca de “El Abuelo”, por lo que se desató una balacera que dejó un saldo de 9 muertos y más de 10 heridos.

Horas más tarde, supuesta gente de “El Abuelo” distribuyó un video grabado por un dron, en el que se observaba los cuerpos de los sicarios de “El Mencho” regados sobre la carretera y las camionetas baleadas.

Pese a la presencia de más de 4,000 elementos de la Guardia Nacional que se han desplegado en el estado, la violencia ha seguido en aumento.

(FOTO: JUAN JOSÉ ESTARADA SERAFÍN /CUARTOSCURO)

El último de los hechos ocurrió el pasado lunes 14 de octubre en el municipio de Aguililla. Ese día, un convoy de cinco patrullas de la Policía Estatal de Michoacán, fue emboscado por presuntos sicarios del Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG). El saldo fue de 13 agentes muertos y nueve heridos.

Al día siguiente, durante el homenaje a los policías abatidos, Aureoles enfrentó la furia de los familiares quienes le pidieron que “dejaran de enviar a los policías al matadero”. En respuesta, el gobernador Aureoles sólo reiteró su llamado a la federación para que se refuerce la seguridad en Michoacán.

MÁS DE ESTE TEMA:

Sin piedad y con una violencia inaudita: la masacre del CJNG en Aguililla, paso a paso

“¡Nos tumbaron a todos!”: las dantescas imágenes y llamadas de auxilio que dejó la emboscada del CJNG a policías en Aguililla, Michoacán

El asalto del CJNG a Michoacán: análisis de una batalla a muerte y sin cuartel

¿Qué te pareció el artículo?

¡Qué divertido!
0
¡Waaaooo!
0
¡Me molesta!
0
¡Me encanta!
0
Qué Aburrido...
0
Qué mal...
0
¡Qué Cagada!
0