Tenemos Noticias de Venezuela y el Mundo

Tecnología

Salgamos de dudas de una vez por todas: cuál es el mejor doblaje de Los Simpson, ¿el español o el latino?

Por:

gizmodo

53

Publicado: 16 de enero, 2019 — 21:09 p.m. (hace 3 meses)

Es un fuego que lleva encendido desde que existe Internet tal y como lo conocemos, y basta con mencionar el nombre Homero en cualquier red social para reavivar sus llamas. El doblaje español es mejor porque respeta los nombres originales . El doblaje latino es superior porque los actores le ponen más emoción . Salgamos de dudas de una vez por todas: cuál es la mejor versión de Los Simpson, ¿la que se dobla en España o la que se dobla en México?

Pasé 14 años de mi vida viendo Los Simpson en español latino y otros 14 viéndola en español de España. Eso me pone en una posición privilegiada, pero de gran responsabilidad: soy el único redactor de Gizmodo que puede investigar esta cuestión de forma plenamente objetiva. Allá voy.

Exhibit A: los nombres de los personajes

Empecemos por una de las cuestiones que levantan más ampollas entre los defensores de una y otra postura: los nombres de los personajes. Como oriuondo del Nuevo Mundo puedo asegurar a mis lectores españoles que los latinoamericanos no estamos orgullosos de haber traducido Bruce Wayne como Bruno Díaz o Solo en casa como Mi pobre angelito , pero los personajes de Los Simpson son otro cantar diferente.

Hemos crecido con Homero, y Homero ha crecido con nosotros. Oigo a Marge empezar una frase condescendiente por un dulce “Homero” y me siento como en casa, pero el apelativo “Homie” que pronuncia con voz ronca tanto la versión original de Marge como la versión española me recuerda que Los Simpson son, en realidad, una familia tradicional estadounidense. Por otro lado, “jefe Gorgory” y “alcalde Diamante” son dos adaptaciones bastante lamentables de los nombres originales.

Los Simpson en Pamplona

¿Punto para España? ¿Punto para Hispanoamérica? Decídelo tú. Estos son los nombres que se usan en la versión española (la mayoría idénticos a los originales) y su traducción al español en la versión hispanoamericana:

Homer Simpson: Homero Simpson

Jefe Wiggum: Jefe Gorgory

Reverendo Lovejoy: Reverendo Alegría

Barney Gumble: Barney Gómez

Joe Quimby: Alcalde Diamante

Actor secundario Bob: Bob Patiño

Agnes Skinner: Inés Skinner

Jebediah Springfield: Jeremías Springfield

Hans Topo: Juan Topo

Rasca y Pica: Tommy y Daly

Duffman: El Hombre Duff

Jasper: Gaspar (el abuelo del remo)

Guiñitos: Blinky (el pez de tres ojos)

Los Solfamidas: Los Borbotones (el cuarteto vocal de Homer)

Ruth Powers: Ruth Polines (la vecina que se fuga con Marge)

Sra. Glick: Sra. Godines (una de las abuelas de la residencia)

El badulaque: El minisúper (en algún episodio)

Fresisuis: Squishee (el batido que le gusta a Bart)

Profesor Frink: Profesor Brinco (en algún episodio)

Maude Flanders: Magda Flanders (en algún episodio)

Nelson Muntz: Nelson Mota (en algún episodio)

Superintendente Chalmers : Inspector Archundia (en algún episodio)

Pequeño Ayudante de Santa Claus: Huesos (en algún episodio)

Luann Van Houten: Inocencia Donoso (en algún episodio)

Mr. Quitanieves: Señor Barredora

Exhibit B: los actores de doblaje

Puede que no se hicieran de oro ni tan famosos como Dan Castellaneta o Hank Azaria (al fin y al cabo, no salían en los créditos) pero los actores de doblaje de Los Simpson merecen tanto reconocimiento como ellos.

En España, Homer fue interpretado por Carlos Revilla hasta su muerte en el año 2000, que se corresponde con la temporada 11. Revilla no solo puso voz a los mejores episodios de Los Simpson, sino que dirigió el equipo de doblaje de la serie. Él es el responsable de que, en España, las voces tengan un estilo diferente al original; especialmente la de Homer, que suena más gruesa y menos bobalicona. Un mes antes de su muerte, 20th Century Fox, reconoció el doblaje español de Los Simpson como “ el mejor de Europa”. Desde entonces, Carlos Ysbert interpreta a un Homer ligeramente distinto:

En México, el doblaje de Los Simpson también sufrió un cambio dramático, pero por un problema bien distinto a la muerte. Las primeras 14 temporadas se doblaron en el estudio Audiomaster 3000. La voz de Homero corría a cargo del legendario Humberto Vélez, que también interpreta a Winnie the Pooh, Peter Griffin o el profesor Farnsworth de Futurama .

Los problemas empezaron cuando la serie se mudó al estudio Grabaciones y Doblajes Internacionales, en el año 2005. Los intérpretes exigieron al estudio que firmara un contrato de exclusividad con la Asociación Nacional de Actores (el gremio actoral de México), pero GDI se negó, alegando que algunos de los actores originales del doblaje latinoamericano eran independientes. Al no llegar a un acuerdo, todo el elenco fue sustituido y Homero acabó teniendo la voz de Víctor Manuel Espinoza.

Exhibit C: las frases míticas

Puede que why you little...! o eat my shorts! no te digan nada, pero estoy seguro de que puedes leer “¡pequeño demonio!” o “¡multiplícate por cero!” con la voz de Homero o de Bart. En España, Los Simpson cuentan con la misma traductora desde su estreno: María José Aguirre de Cárcer, a quien Yorokobu entrevistó en 2012. Es la inventora de frases tan establecidas como “adiós, pringaos” y de marcas ficticias que todos los españoles conocen, como el “fresisuis”. También acuñó el nombre del salchichonio:

Pero, a decir verdad, Aguirre tuvo un trabajo más fácil que los traductores mexicanos, que tenían que adaptar la serie a un lenguaje neutro para todos los países de Hispanoamérica. No siempre lo lograron. Como argentino, más de una vez me pregunté qué demonios era un chango:

Aquí van algunas frases míticas de Los Simpson y cómo suenan en los doblajes al español. Cómo dices tú, ¿atómico o nucelar?

En España:

“Multiplícate por cero”.

En Hispanoamérica:

“Come calzón”.

En España:

“A la grande la llamo mordiscos”.

En Hispanoamérica:

“A la grande le puse Cuca”.

En España:

“¡Mosquis, un coche azul!”.

En Latinoamérica:

“¡Mira, un auto azul!”.

En España:

“¡Gilíiiiiii!”.

En Hispanoamérica:

“¡Neeeeerd!”.

En España:

“Hablar en clase, golpe de remo”.

“Si hablan fuera de turno, hay tabla”.

En España:

“Nucelar, la palabra es nucelar”.

“Atómico, se dice atómico”.

En España:

“¡Te voy a...!”.

En Hispanoamérica:

“¡Pequeño demonio!”.

En España:

“Voy a matar a Moe... wiiii”.

En Hispanoamérica:

“Vas a morir Moe... wiiii”.

En España:

“Seguro dental. Lisa necesita un aparato”.

En Hispanoamérica:

“Plan dental. Lisa necesita frenos”.

Exhibit D: las canciones más pegadizas

En México suelen subtitular las canciones de la serie, pero algunas de las más pegadizas fueron traducidas y dobladas al español, lo que nos permite compararlas con sus homólogas de España. ¿Tú eres más de mulas o de yeguas?

En España:

“¡Monorraíl, monorraíl!”.

En Hispanoamérica:

“¡Monorriel, monorriel!”.

En España:

“¡Y lo ven, ya lo ven!”.

En Hispanoamérica:

“¡Ya lo ven, véanlo bien!”.

En España:

“Cómo me mola el cartel bebé a bordo”.

En Hispanoamérica:

“En mi auto ven, traigo un bebé”.

En España:

“Somos como el Spring de Springfield”.

En Hispanoamérica:

“Somos el brío de Springfrield”.

En España:

“No conquistas nada con una ensalada”.

“No vives de ensalada”.

En España:

“Esta yegua no es mi vieja yegua gris, no es mi vieja yegua gris”.

En Hispanoamérica:

“Mi vieja mula ya no es lo que era, ya no es lo que era”.

Exhibit D: las escenas inolvidables

Y por último, una selección muy pequeña de las escenas legendarias de Los Simpson. Algunos gags se pierden con el doblaje, pero otros mejoran.

En España:

“Jamones al vapor”.

En Hispanoamérica:

“Hamburguejas al vapor”.

En España:

“A partir de ahora, usted será Homer Thompson de Lago del Terror”.

En Hispanoamérica:

“Y de ahora en adelante, usted sería Homero Thompson de Lago del Terror”.

En España:

“cada vez que me acuerdo de ese dulce cu, de ese dulce cu, cu ,cu, cu”.

En Hispanoamérica:

“Solo pensar en la jalea, quisiera tener ahora mismo una”.

En España:

“Ese Flanders y su erotismo”.

En Hispanoamérica:

“Estúpido y sensual Flanders”.

En España:

“Como como un guarro, a quién le importa. Y meo en la tapa, quiero un aumento”.

En Hispanoamérica:

“Me gusta perder el tiempo y a nadie le importa. Me estoy orinando en el lavabo, merezco un aumento”.

En España:

“No podría ser más sencillo, Luann”

En Hispanoamérica:

“No puede ser más sencillo, Inocencia”.

En España:

“Truenos, relámpagos, rayos y centellitas: ¿es que no saben hacer nada a derechas?”.

En Hispanoamérica:

“Pedacillos de estúpidos, maldita sea. ¿No tienen cerebro, imbéciles?”.

No hay consenso

El Homero mexicano

¿Cuál es para ti el mejor doblaje al español de Los Simpson? Déjame adivinar: el del lugar donde naciste. La serie más longeva de la tele nos ha acompañado a todos durante años a la hora de la comida, de la merienda o de la cena. Y el doblaje es una especie de gusto adquirido, así que los que estamos acostumbrados a una versión sentimos rechazo por la otra. La cuestión es que ambas tienen un enorme trabajo de traducción y adaptación detrás del que no nos damos cuenta hasta que vemos la serie en inglés.

Frases como

The alien has a sweet, heavenly voice, like Urkel. And he appears every Friday night... like Urkel.

se convierten en:

Tiene una voz dulce y tierna, ¡como Alf! Y aparece todos los viernes... ¡como Alf!

para que la audiencia hispanoamericana capte aquello de “todos los viernes”, del mismo modo que

Our last babysitter let them watch Comedy Central! Now Rod makes me check the closet every night for Rita Rudner.

se traduce como:

La última canguro les dejaba ver la MTV y ahora Rod me obliga a mirar todas las noches debajo de la cama por si está Michael Jackson

para hacer reír a los españoles que no saben quién es Rita Rudner.

Pero más allá de la adaptación, cada doblaje tiene su propio carisma y ha sido bien recibido por el público. ¿Acaso no decimos “me abuuuurroooo” con la entonación descarada de Homer o “yo no fui” con la misma desfachatez que Bart? Si tienes entre veintimuchos y cuarentipocos, es probable que Los Simpson formen parte de tu vida y de tu argot particular, y el doblaje al español (el que sea) ha tenido gran parte de la culpa.

¿Qué te pareció el artículo?

¡Qué divertido!
0
¡Waaaooo!
0
¡Me molesta!
0
¡Me encanta!
0
Qué Aburrido...
0
Qué mal...
0
¡Qué Cagada!
0