Menú Cerrar

“Que nos debe quedar de las Elecciones de Barinas” por Aníbal Sánchez

La Voz

Todo comicio nos deja una experticia y enseñanza; pocos los visualizan, son más los que buscar responsables y al héroe; con frecuencia escuchó “las derrotas son huérfanas” aunque un maestro me dijo “aprende del análisis de las derrotas, cuando se gana se acercan los aduladores”

Recordemos que los comicios del pasado domingo, por la Gobernación de Barinas; se realizaron por orden del Tribunal Supremo que había anulado los resultados del pasado 21 de noviembre en los que el candidato Superlano, había superado por menos de un punto porcentual al gobernador Argenis Chávez.

La decisión del Tribunal se fundamentaba en un recurso interpuesto sobre la existencia inhabilitación administrativa que imposibilita al candidato favorecido de ejercer el cargo.

Esto no dejaba de ser intento del Oficialismo para tratar de conservar este bastión, sobre el que descansa simbolismo de ser la cuna del chavismo; e inmediatamente empezaron a operar las estrategias para ir a otros comicios a partir de los resultados obtenidos, explicó el analista y consultor Aníbal Sánchez Ismayel.-

Pasada las 72 horas de los comicios cuando se esperaba que la Junta Nacional del CNE culminara la totalización de las actas, conocen inhabilitación de Superlano, esta al igual que otras sobrevenidas sobre los candidatos sustitutos no se conocían por el CNE.

El candidato del partido Mesa de la Unidad terminó siendo Sergio Garrido, un legislador regional proveniente de las filas de Acción Democrática partido opositor con más tradición en las lid electorales y el trabajo de contacto directo con las comunidades, factores decisivos para imponerse sobre Jorge Arreaza candidato oficialista, ex canciller de la República que habría sido yerno del mismo Hugo Chávez.

Una segunda victoria electoral de la oposición en Barinas, prácticamente en menos de 50 días, dependió mucho del manejo de la campaña y una estrategia clara, sus resultados dejan un aprendizaje para los bandos.

1. La unida alrededor de la candidatura es clave.
Cuando los partidos que integran la coalición trabajan juntos bajo una unidad de propósito, se pueden lograr mejores resultados. En el caso de Barinas fueron mucho más los factores detrás de cada una de las candidaturas el pasado domingo que en el mes de Noviembre; que se trata de una sola elección influyó en la concentración de recursos, medios y transmisores, pero sin esto no se coordinan el efecto podría ser distinto.

El motivar un mayor número de electores, significaba un aumento en la base o Mercado Electoral como expreso el diputado Aníbal Sánchez “significa otros nuevos cien mil votantes que se comportaban de manera distinta” bajo una matriz y tendencia definida.

En la oposición la polarización política era clave, el rechazo y castigo a gestiones anteriores, sumado a la economía del voto influía en caída de candidatos visibilizados como sin chance de impedir el triunfo chavista.

Esta interpretación del lado oficialista, llevó al cambio de candidato por uno que debe diferenciarse de las gestiones anteriores; al mismo tiempo que debe movilizar sus propias bases, confiando en la estructura partidista y la presión en base a la coacción

2. La percepción del abuso supera a la necesidad.
La decisión de repetir las elecciones rápidamente fue posicionado en el imaginario popular como un abuso del poder, incluso por un sector que no tenía simpatía por el agraviado, el manejo del mensaje correcto en las redes posicionó el abuso del poder.

La arbitrariedad buscaba despojarles de la posibilidad de elegir al ciudadano, los mismos que apostaban por un cambio veían perecer su voluntad, “al subirle el costo a esta decisión” se transformó en un aliciente para movilizar 60.000 nuevos electores, que se suman a los anteriores.

Esto contrarresta crecimiento que logra el candidato del PSUV que parte de 103.000 electores votantes al igual que la oposición, estos debían de reafirmar su voluntad, adicional de los que se pudieran sumar al ejercer la coacción por medio de prebendas u ofrecimientos, que al final podrían llegar a casi otros 30.000 votantes.

3. Se fortalece la ruta electoral
Desde la fallido convocatoria a un referendo revocatorio después de haber ganado la elección parlamentaria del 2015 un sector de la oposición empezó a invertir en otras rutas para superar la crisis, y contaba con la desconfianza sembrada sobre el sistema.

Esta conducta se potencia por la estrategia oficialista del para entonces de bajar el Mercado Electoral, por medio de cualquier táctica que implicara la desmovilización de electores opositores “convirtiendo su minoría en una mayoría electoral” añadió Aníbal Sanchez.

Esto se vio exacerbado con la elección de la Constituyente del 2017; que le trajo al Oficialismo lo que ha sido su peor amenaza externa, habló de las sanciones, y desde el 2018 a la fecha se han visto en la obligación de demostrar su talante democrático con la realización de elecciones bajo un sistema semi competitivo.

De ahí que el reconocimiento de los nuevos resultados en Barinas, podría llevar a que todos los sectores entren en un tablero electoral. Contradictoriamente a lo que se piensa los avances de la oposición ha sido siempre en este tablero electoral, en el cual el Oficialismo ahora juega apostando al fraccionamiento del voto opositor.

4. Aumenta la participación
La base de una planificación estratégica antes de una campaña es conocer el Mercado Electoral en el que se disputa, “éste en venezuela esta ruralizado, envejecido y disminuido” añade Sanchez.

El pasado domingo no comprendían cuando hablaba de un umbral de 132.000 votos, esto era en base a una participación esperada de cerca el 50% del padrón, lo que dejaba menos de 300 mil votos a repartir entre las opciones en juego.

La decisión de Arreaza de reconocer el no haber logrado los objetivos, obedecía a los cómputos que se manejaban, un aumento de la base comicial llevó a que el umbral estuviera cerca de los
150 Mil votos y las tendencias estaban claras una diferencia primero de 7% pasó a 9% y luego a 11% era irreversible.

En una operación de limitación o control del daño, una vez realizado el arqueo de caja, le dejaba un saldo político al proyecto, el baño democrata, y fortalecimiento de la ruta.

5. estrategia y táctica son claves para el éxito
Incluso entre los que creían posible una segunda victoria opositora, mantenían sus expectativas sobre el reconocimiento y en su mayoría se victimizaban por los mensajes trasmitidos en las redes sociales, las cuales juegan papel preponderante, en un escenario hostil donde no se contaba con los medios.

La sectorización del mensaje, correcto lograba la motivación esperada, en la población objetivo, la cual asumió con entereza el ser parte de esta épica ciudadana, que tenía por detrás una estrategia con sus tiempos claros, motivación, captación, organización, movilización y defensa, etapa está que fue clave al momento de hacer ver se tienen los números.

Fuente de TenemosNoticias.com: diariolavoz.net

Publicado el: 2022-01-12 14:06:24
En la sección: Política – La Voz

Publicado en Política
Volver al inicio